Autofluorescencia

Escrito por
Valora este artículo
(32 votos)

El estudio de autofluorescencia forma parte de las nuevas tecnologías para la investigación clínica de la retina.

La captación de imágenes de autofluorescencia es una técnica sencilla y no invasiva.

La autofluorescencia  es la capacidad que tiene la retina para absorber luz de una determinada longitud de onda y emitirla en una longitud de onda superior. Valiéndose de esta propiedad, los equipos utilizados trabajan con un filtro excitador y un filtro barrera.

Existen dos tecnologías para la obtención de imágenes de autofluorescencia:

- una cámara de fondo diseñada especialmente, que toma fotografías con filtro de excitación de 580 nm y filtro de barrera de 695nm (Topcon)

- un láser confocal de barrido, que utiliza una luz azul de excitación de 488nm y un filtro de barrera de 500 nm (Spectralis, Heidelberg)

 

Autofluorescencia en maculopatía

Con este método se puede evaluar la presencia de un indicador metabólico llamado lipofucsina y de esta manera estudiar la viabilidad de una capa de la retina llamada epitelio pigmentario. La lipofucsina es la principal fuente de fluorescencia intrínseca del fondo ocular. Una acumulación aumentada de lipofucsina en los lisosomas de las células del epitelio pigmentario retinal, es un indicador de una anormalidad en su funcionamiento, y en consecuencia, permite detectar tempranamente enfermedades retinianas hereditarias o adquiridas, como la degeneración macular relacionada con la edad.

En Oftalmología Global contamos con las dos modalidades de captación de autofluorescencia del fondo. 

 

Oftalmología Global - Oroño 1003 - Rosario 2000 (Argentina) TE (0341) 4247071 | 4217070 | 4262994